CONOCIENDO LA ZONA A FONDO

CONOCIENDO LA ZONA A FONDO

La ruta 04 es una de las más completas que podemos realizar por la zona. Físicamente es una ruta dura, pero el esfuerzo está compensado por unas carreteras perfectas para el ciclismo. La salida de la ruta se efectúa en dirección norte, para llegar a las poblaciones de Calonge y Sant Antoni de Calonge. Casi sin descansar empezaremos la primera subida, el Coll de la Ganga. Este es un puerto muy conocido en la zona ya que con sus 9 km y una pendiente media del 2%, es un puerto asequible pero muy divertido. A pesar de contar con un tramo de unos 300 m al 10%, es u puerto muy agradecido, por lo que atravesaremos les Gavarres hacia la Bisbal disfrutando del paisaje. Desde La Bisbal giraremos hacia el Oeste para, sin apenas descanso, empezar la segunda subida del día, el alto de Santa Pellaia. Después de pasar por los preciosos pueblos medievales de Monells, Cruilles y Sant Sadurní de l’Heura, empezará una subida tendida que nos llevará a la cima en 16 km. Esta subida es larga pero tiene un tramo intermedio llano e incluso de bajada, por lo que su pendiente media no es elevada (2%). Sus carreteras serpenteantes y tranquilas son el escenario perfecto para una buena ruta, por lo que es carretera de referencia para los profesionales que entrenan en la zona. Una vez en lo alto, bajaremos en dirección Cassá de la Selva, donde giraremos hacia la costa pasando por Llagostera. Las largas rectas de este tramo serán perfectas para relajar la musculatura y preparar el cuerpo para la siguiente ascensión del día, el Alto de Sant Grau (480 m). Ésta es otra de las muchas carreteras secundarias que tiene la zona, por lo que aparte de la preciosa subida hasta la ermita de Sant Grau d’Ardenya, donde podremos relajarnos en su tranquilo bar, disfrutaremos de la paz que se respira en la zona. La bajada hacia Tossa de Mar es técnica y divertida, por lo que conviene ir atentos y no dejarse llevar por las preciosas vistas de la costa brava. Una vez llegados a la GI-682 giraremos en dirección norte por una de las carreteras de costa más bonitas de toda Europa. Atravesando calas y disfrutando de las vistas, llegaremos a Sant Feliu de Guixols, que rodearemos por su parte norte para afrontar los últimos kilómetros hasta la meta


  • Comparte nuestra web:
  • La ruta 04 es una de las más completas que podemos realizar por la zona. Físicamente es una ruta dura, pero el esfuerzo está compensado por unas carreteras perfectas para el ciclismo. La salida de la ruta se efectúa en dirección norte, para llegar a las poblaciones de Calonge y Sant Antoni de Calonge. Casi sin descansar empezaremos la primera subida, el Coll de la Ganga. Este es un puerto muy conocido en la zona ya que con sus 9 km y una pendiente media del 2%, es un puerto asequible pero muy divertido. A pesar de contar con un tramo de unos 300 m al 10%, es u puerto muy agradecido, por lo que atravesaremos les Gavarres hacia la Bisbal disfrutando del paisaje. Desde La Bisbal giraremos hacia el Oeste para, sin apenas descanso, empezar la segunda subida del día, el alto de Santa Pellaia. Después de pasar por los preciosos pueblos medievales de Monells, Cruilles y Sant Sadurní de l’Heura, empezará una subida tendida que nos llevará a la cima en 16 km. Esta subida es larga pero tiene un tramo intermedio llano e incluso de bajada, por lo que su pendiente media no es elevada (2%). Sus carreteras serpenteantes y tranquilas son el escenario perfecto para una buena ruta, por lo que es carretera de referencia para los profesionales que entrenan en la zona. Una vez en lo alto, bajaremos en dirección Cassá de la Selva, donde giraremos hacia la costa pasando por Llagostera. Las largas rectas de este tramo serán perfectas para relajar la musculatura y preparar el cuerpo para la siguiente ascensión del día, el Alto de Sant Grau (480 m). Ésta es otra de las muchas carreteras secundarias que tiene la zona, por lo que aparte de la preciosa subida hasta la ermita de Sant Grau d’Ardenya, donde podremos relajarnos en su tranquilo bar, disfrutaremos de la paz que se respira en la zona. La bajada hacia Tossa de Mar es técnica y divertida, por lo que conviene ir atentos y no dejarse llevar por las preciosas vistas de la costa brava. Una vez llegados a la GI-682 giraremos en dirección norte por una de las carreteras de costa más bonitas de toda Europa. Atravesando calas y disfrutando de las vistas, llegaremos a Sant Feliu de Guixols, que rodearemos por su parte norte para afrontar los últimos kilómetros hasta la meta

    Rutas Bikefriendly


    Powered by Sport&Apps